FORO ARGENTINO DE EXPERTOS EN HIPERTENSION ARTERIAL

OBESIDAD Y FACTORES DE RIESGO CARDIOVASCULAR

MONICA DIAZ
Sección Hipertensión Arterial. Hospital Pirovano.
Dirección postal: Mónica Díaz. Ruiz Huidobro 3640, 4º "A". 1430 Buenos Aires. Argentina.

La obesidad es un desorden metabólico crónico caracterizado por un exceso de tejido adiposo. Se desarrolla por la interacción de factores genéticos y socioculturales, como por ejemplo: a) genéticos: control del apetito y de la saciedad por parte del neuropéptido Y de la leptina, respectivamente; el número y distribución de los adipocitos, que determinan la forma corporal y la regulación de la tasa de metabolismo basal (ésta puede variar hasta en un 20% entre individuos de igual sexo, edad y contextura); b) socioculturales: desarrollo de las sociedades (urbanización), mayor acceso a la comida y mayor contenido de grasas en las mismas y, por último, el sedentarismo. Estas últimas causas han contribuido para que esta enfermedad tenga características de epidemia.

En la mayoría de los países europeos la obesidad ha aumentado entre un 10% y un 40% en los últimos 10 años; algo parecido ha ocurrido en Estados Unidos donde cerca del 50% de la población tiene sobrepeso. En nuestro país se calcula que entre el 25% y el 30% de la población adulta presenta sobrepeso. La obesidad se ha convertido actualmente en la segunda causa prevenible de muerte, detrás del cigarrillo.

En la actualidad, de acuerdo con los estudios realizados, se cree que la mayoría de las complicaciones de la obesidad dependen no sólo del grado de sobrepeso sino también del patrón de obesidad, es decir, de la localización que adopta la misma. Esta puede ser en la región glútea y/o muslos (obesidad periférica) o en el tronco (obesidad central). Los datos obtenidos sugieren que la localización anatómica de la grasa es más importante que la cantidad de grasa per se para el desarrollo de complicaciones cardiovasculares. Un depósito de grasa en la parte superior del cuerpo (obesidad central), lo que fácilmente puede medirse con la relación cintura-cadera, es también un factor de riesgo para alteraciones metabólicas, hipertensión arterial y ateroesclerosis, independientemente del peso. Se ha demostrado que a mayor edad existe mayor tendencia al depósito de tejido graso en el abdomen, aún sin ocurrir aumento de peso.

Ese tipo de obesidad se halla íntimamente asociado con el conocido "síndrome X", asumiendo la teoría que la resistencia a la insulina, definida como una respuesta biológica alterada a la acción de la insulina, representa el defecto primario o bien la vía común para el desarrollo de intolerancia a la glucosa o diabetes, dislipidemia e hipertensión arterial.

Index - Tope

© CETIFAC Bioingeniería UNER 1994-2000. Reservados todos los derechos