ALERTAS CIENTIFICAS

alerta5

¿Ya pueden usarse las glifozinas o SGLT2i para prevenir y tratar la insuficiencia cardíaca en pacientes no diabéticos?

En la última década tres nuevos grupos de drogas hipoglucemiantes fueron introducidas en el mercado mundial para el tratamiento de la diabetes. Ellos son los GLP1 a, los DPP4 i y los SGLT”i o también llamados glifozinas. En todos los casos se hicieron y continúan realizándose diversos estudios para investigar si además de los mecanismos hipoglucemiantes, estos fármacos ejercen acciones protectoras a nivel cardiovascular y renal.

 

Sin dudas la primera y sorpresiva evidencia la dieron empa y canaglifocina que en mega estudios realizados en pacientes diabéticos, demostraron una significativa reducción de las complicaciones cardiovasculares y en particular de la hospitalización y muerte por insuficiencia cardíaca. A partir de allí, otros estudios con drogas del mismo grupo han dado resultados consistentes y los primeros metaanálisis confirmaron la protección cardiovascular y renal de los SGLT2i en población con diabetes T2.



El estudio DAPA HF un verdadero Landmark Trial

Pero sin dudas , lo anterior se reforzó con la publicación del estudio DAPA HF , con dapaglifocina que mostró similares beneficios en pacientes con y sin diabetes. Más recientemente otro estudio EMPEROR REDUCED con empaglifozina, dio evidencias consistentes. Cabe destacar que ambos estudios fueron en insuficiencia cardíaca con función sistólica reducida (ICFSR). Una reciente comparación entre estos dos importantes estudios, muestra que los resultados son muy consistentes y por lo tanto refuerzan la idea de que este grupo de drogas puede convertirse en un actor principal para el manejo de la ICFSR.



Cuanto falta para que las agencias regulatorias incorporen a los SGLT2i para el tratamiento de la IC?


Ante todo esto, las agencias regulatorias están analizando si al menos pueden recomendar la incorporación de dapaglifozina y empaglifozina al tratamiento habitual de los pacientes con ICFSR. Esto ya está aceptado en pacientes diabéticos y es muy probable que pronto la recomendación se extienda a los no diabéticos, dado que además de la eficacia , son drogas bien toleradas y tienen también la ventaja de una sola administración diaria por vía oral. Otro resultado a favor es que también se ha demostrado recientemente que estos fármacos ejercen una significativa protección de la función renal.

 

Mientras tanto, cada Médico deberá analizar cada caso, basado en la ciencia y conciencia



Bibliografía

  1. Packer M.Are the benefits of SGLT2 inhibitors in heart failure and a reduced ejection fraction influenced by background therapy? Expectations and realities of a new standard of care ..European Heart Journal, Volume 41, Issue 25, 1 JulySGLT‐2 Inhibitors in Heart Failure: Current Management, Unmet Needs, and Therapeutic Prospects
  2. Lam C, Chandramouli C, Verma S. SGLT‐2 Inhibitors in Heart Failure: Current Management, Unmet Needs, and Therapeutic Prospects.Journal of the American Heart Association. 2020, 8: 2393–2396.

 

publicidad teva